Cómo mejorar la iluminación de nuestro hogar


Piensa en tu casa como un escenario teatral donde los colores de la pintura, los muebles y los puntos de luz han de coordinarse para conseguir la iluminación correcta, es decir aquella que destaca sus puntos fuertes.

La iluminación adecuada garantiza que cada habitación establezca el estado de ánimo que desea transmitir y está configurada correctamente para que las actividades propias de cada zona puedan llevarse a cabo sin problemas.

En este sentido, cada uno crea su propio efecto único y tiene su propio conjunto de reglas, si bien la mayoría de las estancias de tu hogar incluirán fuentes naturales de luz como ventanas de madera y artificiales de varios tipos, por lo que es importante tener en cuenta todas ellas en tu plan maestro.

Iluminación natural

Podría decirse que se trata del tipo de iluminación más hermoso que puede utilizar en una casa, pero también la más difícil de controlar. Utiliza ventanas, claraboyas y otros diseños abiertos para dejar entrar la luz natural en tus habitaciones.

Aprender en qué dirección se encuentran orientadas las ventanas de tu casa ayudará a determinar el tipo de iluminación natural que obtendrás a lo largo del día. De este modo, es posible aplicar ciertas remodelaciones como la redistribución de ventanas y el uso de materiales que se integren mejor en una estética concreta.

Por ejemplo, el uso de ventanas de madera con acabados claros puede reforzar ese efecto de luz que brota de la pared cuando descubrimos las cortinas.

Iluminación artificial

Esta categoría es mucho más flexible y personalizable que la iluminación natural y la configuración correcta puede ser igual de hermosa. Seguidamente sus distintos tipos y cómo ajustarla.

Ambiental

Se considera el tipo más general de iluminación interior y generalmente se coloca en techos para iluminar una habitación con un amplio resplandor. Sin embargo, las lámparas de pie y la iluminación empotrada también se pueden usar para crear este efecto. La idea principal aquí es que la iluminación ambiental proporciona una luz uniforme en toda la sala.

Iluminación específica

Este tipo de iluminación tiene que ver con la utilidad.. El objetivo en este caso es brindar la mayor funcionalidad posible en un punto determinado de trabajo dejando de lado el resto de la estancia. Pero esto no significa que no deba haber una armonía entre el punto de luz específico y el resto de fuentes de iluminación, por el contrario, la luz ambiental ha de estar bien ajustada para que la intensidad del punto principal no cree una sensación de claustrofobia.



Muy Interesante:  Tendencias en armarios roperos

Iluminación de acento

De forma similar a la iluminación específica, la iluminación de acento consiste en agregar luz a solo una parte concreta de la habitación, aunque en este caso tiene menos que ver con la funcionalidad y más con agregar toques artísticos.

Cómo lograr el balance perfecto

Cuando planifiques tu diseño, comienza con las habitaciones en las que pasas la mayor parte del tiempo. Después pregúntate qué tareas realizas en dichas estancias y qué tipo de iluminación ostentan.

Por ejemplo, una sala de estar que está diseñada para el uso compartido de todos los huéspedes empleará más acento y luz ambiental que una cocina o una habitación de estudio. Pero si deseas un rincón de lectura en la misma, entonces necesitarás una lámpara más brillante en ese área.

En definitiva, son nuestros usos y costumbres las que marcan el tipo de iluminación a utilizar y no al revés.

Los colores importan

Tanto el color de las paredes como el del resto de elementos básicos y accesorios de nuestra casa influyen en la percepción de la iluminación. Si los colores de tus paredes son muy oscuros, difícilmente podrás conseguir un ambiente muy luminoso.

Lo mismo pasa con las ventanas y las puertas; si éstas presentan colores claros y un acabado satinado como las puertas lacadas blancas, la intensidad de la luz que dejan pasar será mayor.

Bombillas

Hay tres tipos principales de bombilla: incandescente, halógena y fluorescente. Las bombillas incandescentes producen un brillo cálido y amarillo. La luz halógena es clara y limpia. La luz fluorescente, que puede ser azul o de espectro completo, crea una apariencia más moderna y solo necesita cambiarse cada pocos años.

Además, las bombillas pueden tener diferentes características, como ser regulables o la capacidad de trabajar con un sensor de movimiento, por lo que si estás buscando algo específico, asegúrate de revisar bien las especificaciones antes de comprarlas.

Si eres hábil podrás escoger las más adecuadas para cada entorno y combinar su luz con otros elementos de difusión, como las tulipas y las pantallas. Por último, sin tus ventanas de madera son de un color característico, procura que dichos elementos sean del mismo color para establecer una secuencia cromática que garantice la transferencia de luces entre unos y otros accesorios.

✍🏻🙋🏻‍♂️❤️ Y esto es todo por hoy. ¡Esperamos abajo tus comentarios! 👇👇👇


Muy Interesante:  ¿Cómo desatascar un wc con sosa caustica?

Artículos muy vistos:

¡Vamos, díselo a todos!

Deja un comentario